jueves, 3 de agosto de 2017

Guía interactiva de Nepenthes

Desde que las Nepenthes fueran descubiertas por los Europeos en el siglo XVII, han sido objeto de colección por parte de botánicos y aficionados a la jardinería. Aunque se trata de plantas tropicales, en realidad no son típicas plantas que se encuentran en la jungla. De hecho su habitat es más bien bosques abiertos, acantilados, prados etc.

Figura 1. Nepenthes x miranda 

Los cultivadores de Nepenthes las clasificamos en función de la altura a la que crecen para poder recrear las condiciones más ideales y conseguir el éxito en su cultivo. De hecho, la clave en el cultivo de las Nepenthes está en este punto, en lograr la temperatura, humedad e iluminación adecuadas. Para ello, vamos a diferenciar:

  • Nepenthes Higland (Tierras Altas): Las Nepenthes que crecen por encima de los 1500 metros de altura son consideradas Highland o de tierras altas. Por encima de los calurosos bosques húmedos, en las zonas montañosas el clima puede considerarse más fresco, especialmente durante la noche. Generalmente las montañas ofrecen un habitat más sombreado por la cubierta de nubes y por la niebla densa de la condensación de la humedad ambiental. 

  • Nepenthes Lowland (Tierras Bajas): Las Nepenthes que crecen por debajo de los 1000-1500 metros de altura son consideradas Lowland. En su habitat, experimentan días calurosos, noches cálidas y una constante y muy elevada humedad ambiental. 


  • Nepenthes Intermediate (Tierras Intermedias): Aunque no existe una altitud exacta a la que agrupar estas especies, se consideran especies intermedias los híbridos entre las Nepenthes de tierras altas y tierras bajas. El resultado de estos cruces genera híbridos de colores y formas espectaculares y muy resistentes a los climas de las ciudades, especialmente en la costa Mediterránea.

Con cerca de 160 especies clasificables en las anteriores etiquetas, puede llegar a ser complicado saber en que cajón agrupar una Nepenthes que acabamos de adquirir y por lo tanto conocer los cuidados que debemos darles. Para solucionar este problema se ha creado una herramienta interactiva muy interesante por parte de Tomm Bennet en la que podréis seleccionar vuestra especie para conocer qué condiciones se acercan más a su posible habitat.

ACCEDE A ESTA HERRAMIENTA AQUÍ